Nos puedes describir brevemente tu trayectoria profesional y en especial en el Canal Sur para aquellos que aún no te conozcan.

Pues debo confesar que no siempre La Báscula Canal Sur Tvquise ser cocinero. De hecho, estaba estudiando medicina en Málaga cuando decidí dejar la Universidad para centrarme en mi gran pasión: la cocina. Y tras 15 años dando vueltas por el mundo, trabajando y aprendiendo en diferentes cocinas, se me ocurrió hacer un casting… Y ahí comenzó todo.

A día de hoy llevo más de 6 años, de lunes a viernes en la cocina de “Cómetelo” (Canal Sur). Acabo de terminar la 4ª temporada de La Báscula (Canal Sur), la 3ª temporada de Cocina con Clan (TVE) y en estos días marcho a Ecuador a grabar un nuevo programa llamado “Objetivo Chimborazo”.

¿Cuándo comenzaste a correr? ¿Ibas sólo o te acompañaba algún? ¿Te asesoraban?

Aunque me encanta correr acompañado, por motivos de horarios comencé a correr solo hace ahora casi 3 años. Y la verdad que en un principio tuve poca ayuda. Simplemente me calcé unas zapatillas de running que me compré y comencé a trotar.

¿Cuál fue la primera carrera que participaste y como fueron tus sensaciones?

Mi primera carrera fue una popular de 3 Km. Y recuerdo perfectamente que me tuve que dosificar bien para poder llegar a meta. Ese día comprendí que no hay mayor reto en un runner que competir contra el mismo.

Comprometerte con el grupo “Dona Vida”, muy relacionado con el mundo de la carrera, te ayudó a que te involucraras más en este deporte.

En mi vida “deportiva” hay un antes y un después a conocer a Eduardo Rangel y la Fundación Donando Vidas. Con ellos descubrí la maravillosa combinación de solidaridad y deporte. Aprendí que cuando corres por algo en lo que crees y sabiendo que puedes estar ayudando a alguien, las zancadas cansan menos y las metas están siempre más cerca.

¿Cómo se te ocurrió el salto a la maratón?

Con la Fundación Donando Vidas nos marcamos retos20160221-maratc3b3n-137 deportivos para atraer la atención de la gente y dar a conocer la importancia de la donación de órganos. Estos retos son muy exigentes y siempre me quedaba fuera por no poder hacer frente a estas distancias. Así que decidí, poco a poco, ir progresando hasta poder completar la distancia de Filípides. Y ese día… llegó.

Aunque todavía tengo un reto más duro aún. Este próximo mes de Agosto, junto a Eduardo Rangel, me enfrentaré a mi primer Ironman en Kalmar (Suecia).

Los duros entrenamientos afectaron a tu vida familiar y profesional.

Mentiría si dijera que no le estoy quitando tiempo a mi familia con los entrenamientos. Lo que ocurre es que, desde que entreno, soy una persona más vitalista y mucho más activa. Y aprovecho y disfruto mucho más cada segundo que comparto con ellos.

Y profesionalmente, estar en forma solo me ha reportado beneficios, salud, estar siempre más activo y con más energía.

¿Quiénes te asesoraron para entrenarte la dura prueba? Entre ellos te prestaron apoyo los compañeros de la Báscula.

Desde la 2ª temporada de La Báscula encontré un grandísimo apoyo en una de las personas que más saben de deporte en La Báscula Canal Sur Tv 2este país: Daniel Arazola. Cada minuto que estas junto a él es una auténtica clase magistral de deporte, técnicas, motivación, recursos, ritmos…

Y para rematar la faena, el día de mi primera maratón, 4 compañeros de la Fundación Donando Vidas fueron conmigo hasta la meta. Jamás lo olvidaré.

¿Qué pensaste al finalizar la maratón y quienes fueron los primeros en felicitarte?

Lo primero que te viene a la cabeza al cruzar la meta es felicidad, euforia, rabia por haber llegado a pesar que tu cabeza hay momentos en que te dice lo contrario. Te emocionas y empiezas a recordar cuantas horas y días has pasado corriendo para poder estar ese día bajo el arco de meta.

Y justo en ese momento llegaron los abrazos, lágrimas y risas con los amigos y compañeros de la Fundación Donando Vidas.

¿Cuál ha sido tu mejor carrera y cuál te gustaría participar?

Mi mejor carrera hasta día de hoy ha sido la Media Maratón de Málaga. Ese día encontré un ritmo que pensé que no lo aguantaría toda la carrera… pero me sentí cómodo, iba disfrutando del recorrido y cuando me quise dar cuenta ya estaba en el último Km.

Pero si tengo que elegir una carrera. Esa que me gustaría hacer por encima de cualquier otra… la Maratón de Nueva York.

Aunque no seas dietista pero tu experiencia nos puede guiar en aconsejarnos en dieta deportiva. Por ejemplo, en la toma de carbohidratos que es más aconsejable arroz, patatas o pasta. O cada cuerpo asimila cada alimento de diferente forma.

En el tema de la alimentación me dejo siempre llevar por los consejos de Javier García, nutricionista de La Báscula y grandísimo deportista. Nadie conoce mejor su cuerpo que uno mismo. A mi particularmente me van bien todos los carbohidratos mencionados. Lo que si le presto mucha atención es a la cantidad, a la forma de consumirlos y a los tiempos.

De nada sirve comer mal siempre y comernos un platazo de hidratos el día antes de la prueba.

Los concursantes de la Báscula qué pensarán cuando nos frustramos los corredores por aumentar 2 o 3 Kg  cuando no estamos en forma física.

Hablamos de personas que han perdido incluso más de 80 Kg. de peso. Ellos mejor que nadie saben lo que significan los Kg. de más. Aprenden a respetar y prevenir el sobrepeso, sea de 3 o de 25 Kg.

Estoy seguro que nos aconsejarían como mantener o perder peso aún cuando no podemos hacer deporte; sencillamente con la correcta alimentación.

Para terminar algún consejo alimenticio para este verano.

Como cocinero recomiendo disfrutar de la maravillosa temporada de frutas y verduras. Y como no, de las grandes recetas que podemos hacer con estas.

Sin dejar de lado, por supuesto, el deporte. Porque no debemos olvidar algo tan sencillo como que “La salud está en lo que comemos y en el deporte”.

Para conocer más de Enrique Sánchez:

www.enriquechef.com

https://www.facebook.com/enriquecocinero/

@Enrique_chef

Fotografías:Canal Sur (Radio y Televisión de Andalucía).

Publicidad: